Get your own
 diary at DiaryLand.com! contact me older entries

2002
2003
2004
2005
2006
2007
2008
2009
2010
2011
2012
2013
2014

12:09 p.m. - 2003-12-26
De la Navidad
Pasé la Navidad con los papás de mi mamá (el día 24) y el día 25 de diciembre la pasé con los papás de mi papá. Mi abuelita Chuy (María de Jesús) que es la mamá de mi papá, cumple años el día 25 de diciembre mientras que mi abuelita Reina (María Reinalda), cumple años el día 6 de enero (día de los reyes magos), me gustaba presumir eso cuando era niño por las coincidencias, para mí era sorprendentemente fascinante.

No quiero hablar de regalos, ni de bolos navideños o de cenas y comidas (deliciosas) sino de... de... pues de la Navidad, que ya saben todos que es el nacimiento de Jesús y es un día de reflexión (sí aquí voy...) mayor al de los otros días, ¿reflexionar qué? ¿cómo? ¿a quién? Pues al Niño Dios (ese que nos traía los juguetes) y no voy a hablar en términos teológicos ni a comprobar su existencia o la eficiencia que muchas personas quisieran ver, analizar, razonar, mejor voy a hablar/reflexionar sobre el impacto que ha tenido en mi vida, aunque si hago eso estaría hablando aquí de todo lo que he visto, vivido y demás. La Navidad no es la misma a la del siglo XIX, la Navidad no es la misma antes y después del la teología de la liberación, la justicia y la libertad tornan nuevos cauces. Puede ser muy cómodo ser católico, como puede ser muy cómodo ser agnóstico, puedes interpretar conceptos a tu conveniencia para que la vida no sea tan comprometedora, pero yo pienso que el católico debe de ser subersivo y eso se demuestra, no se dice (aunque lo estoy diciendo yo ahora). A final de cuentas, la Navidad no es algo que se festeja cada año sino que se vive cada día y eso es algo tan difícil.

Se me habían olvidado los ejemplos de los caminos fáciles y los caminos difíciles, aún sino se es católico se entiende, las decisiones que tomamos son las que marcan y hacen el camino, las circunstancias en las que nos vemos envueltos y el caracter (que es maleable), el que responde. Nadie es por siempre feliz o triste, tímido o extrovertido, fuerte o débil, nadie nace siendo así es su entorno, el que hace hombres de tal o tal modo y su costumbre la que permanece pero la intranquilidad de conciencia o espiritual no dura una semana o en un viaje se gana, y los errores separan cada vez más y más a los hombres de un camino, los tiene encerrados en una choza a tres pasos del camino, ¿cómo poder decidir que se recorrera si las vendas del conformismo y la falsa determinación cubren no sólo los ojos sino todo el cuerpo? Pero el contexto no es el mismo para cada uno de nosotros y esa no puede ni debe ser una excusa, es:

No creo que Dios quiera exactamente que seamos felices, quiere que seamos capaces de amar y de ser amados, quiere que maduremos, y yo sugiero que precisamente porque Dios nos ama nos concedió el don de sufrir; o por decirlo de otro modo: el dolor es el megáfono que Dios utiliza para despertar a un mundo de sordos; porque somos como bloques de piedra, a partir de los cuales el escultor poco a poco va formando la figura de un hombre, los golpes de su cincel que tanto daño nos hacen también nos hacen más perfectos.
Clive Staples Lewis

¿Crees?

 

 

previous - next

about me - read my profile! read other Diar
yLand diaries! recommend my diary to a friend! Get
 your own fun + free diary at DiaryLand.com!